Consecuencia del estrés tóxico en el embarazo

La activación excesiva de las respuestas al estrés en la madre, pueden afectar el desarrollo del niño en la infancia y embarazo, pudiendo perjudicar el aprendizaje, comportamiento y salud.

Una exposición extrema del feto al estrés tóxico puede cambiar su sistema de respuesta al estrés, pudiendo reaccionar luego ante eventos no  estresantes sobre-activando el sistema de respuesta al estrés. Esto altera la respuesta inmune del organismo, afectando el desarrollo de áreas cerebrales correspondientes al desarrollo socioemocional, cognitivo y lenguaje.

Las repercusiones:

  • Bajo peso al nacer y parto prematuro, que son factores de riesgo para el desarrollo.
  • Puede desregularse el sistema inmune del feto.
  • Hipertensión gestacional
  • Bajos resultados en el desarrollo neurocognitivo del bebé, existiendo mayores probabilidades de tener problemas socioemocionales (ansiedad, depresión) y problemas conductuales (trastorno por déficit de atención con hiperactividad, trastornos de conducta).

Altos niveles de las hormonas del estrés en el embarazo pueden afectar la combinación de nutrientes que recibe el bebé, al disminuir el transporte de glucosa a través de la placenta; como consecuencia el feto no gana peso, lo que influye en su salud futura.

El estado emocional de la madre es primordial para el desarrollo del bebé, tanto en el útero como luego de nacer.  Por ello, es importante que la madre pida ayuda si la necesita, y que adopte ciertos hábitos que contribuyan regular su estrés, por ejemplo:

  • Descansar siempre que se pueda.
  • Delegar: pedir a la pareja, una amiga o abuelos que ayuden con algunas tareas.
  • Compartir las preocupaciones alivia la tensión; hablar con la pareja, amigos que tenga hijos, etc.
  • Alejarse, en lo posible, de situaciones conflictivas (familiares, laborales, sociales).
  • Practicar técnicas de relajación (meditación, respiración consciente).
  • Alimentarse sanamente, mantener el peso esperado, realizar actividad física (permitida por el obstetra), dormir 8 horas, evitar el café, té y gaseosas, ayudan a tener un organismo fuerte para enfrentar situaciones retadoras.
Opiniones / Comentarios de otras personas

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *